CRISTINA FERNÁNDEZ DE KIRCHNER

Dólar futuro: sobreseyeron a Cristina Fernández de Kirchner y a Axel Kicillof

Se trata de la primera causa judicial que se le cierra a la vicepresidenta desde que asumió su cargo.
martes, 13 de abril de 2021 · 15:10

La Sala I de la Cámara Federal de Casación Penal anunció hoy el sobreseimiento de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner y del gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, de la causa caratulada como “dólar futuro”. Los jueces Daniel Petrone, Diego Barroetaveña y Ana María Figueroa dieron lugar a la investigación realizada por los peritos de la Corte Suprema durante el año pasado, que concluyó en la inexistencia de perjuicio a las arcas del Estado.

Exactamente cinco años después de la primera indagatoria, Cristina Kirchner logró desestimar una de las causas judiciales en las que estaba envuelta desde sus años como presidenta de la Nación. El 4 de marzo, la exmandataria presentó su alegato final en un extenso discurso donde hizo hincapié en el lawfare y nombró a funcionarios y amigos del expresidente Mauricio Macri que supuestamente se aprovecharon de información preferencial para beneficiarse de la devaluación ocurrida en 2016.

“Ningún amigo mío ni funcionarios de mi Gobierno tenía contratos de dólares futuros. Fueron funcionarios de Macri. Cuando llegaron al Gobierno, pactaron la tasa de interés que le iban a pagar a sus propios contratos que ellos habían hecho antes sabiendo que iban a devaluar”, señaló la vicepresidenta durante su discurso.

Aquel día, el exministro de Economía Axel Kicillof habló desde La Plata y explicó los tecnicismos de la operación que, tal como lo consideraron los peritos de la Corte Suprema en función de los informes del Banco Central, se trató de una política deficiente y no de una maniobra delictiva. Por esa razón, los jueces del máximo tribunal penal del país determinaron que se trató de un accionar legítimo y conforme a derecho.

 

Cómo nació y qué dictaba la causa

La causa por el dólar futuro comenzó en 2015 con una denuncia presentada entre Mario Negri (diputado por la Unión Cívica Radical en representación de Córdoba) y Federico Pinedo (en ese entonces senador del PRO por la Ciudad Autónoma de Buenos Aires) que apuntaba a los exfuncionarios del Banco Central. El nombre de Cristina Kirchner apareció posteriormente.

La causa fue elevada a juicio por el fiscal Eduardo Taiana, y se acusaba al Banco Central de negociar contratos de dólar futuro a valores en el Mercado a Término de Rosario (ROFEX) y en el Mercado Abierto Electrónico (MAE), que representaban unos 17 mil millones de dólares con fecha de vencimiento impostergable el 30 de junio de 2016. Según Taiano y el juez Claudio Bonadio, que se hizo cargo de la causa, los funcionarios más importantes del Estado nacional acordaron, coordinaron y facilitaron la práctica en defraudación de la administración pública. Hoy, seis años más tarde, la Justica determinó que no constituyó un delito, sino una práctica política que no está sujeta al control judicial.