NORDELTA

Nordelta: se filmaron mientras corrían una picada en sus Ferraris y ahora están imputados

“De algo hay que morir”, dice uno de los conductores en la filmación.
sábado, 1 de mayo de 2021 · 13:06

Ayer por la tarde trascendieron una serie de videos de una picada ilegal en las calles de Nordelta, entre dos automóviles marca Ferrari, ambos de color rojo. Además de las filmaciones de las cámaras de seguridad, se viralizó un clip filmado desde el interior de unos de los vehículos. “Es lo que hay, de algo hay que morir”, dice uno de los conductores mientras es filmado.

Emiliano Gastón Rodiño y Alejandro Hernán Fernández, de 50 y 46 años respectivamente, fueron imputados por la Justicia luego de que la Asociación de Vecinos de Nordelta radique una denuncia ante la policía. Los autos de alta gama circulaban a alta velocidad y a la par en la Avenida de los Lagos, la arteria principal de la zona.

A partir de la intervención de la fiscal Laura Capra, de la Unidad Funcional de Instrucción de Benavídez, se supo que uno de los conductores es residente de la pequeña localidad ubicada en Tigre, mientras que el otro había ido a visitarlo. Una vez que se determine la multa o sanción correspondiente, el residente deberá hacerse de la totalidad de los cargos.

Fuente: (Minuto AR)

Según el documento judicial, adelantado por Infobae, tanto los antecedentes como las pruebas de las cámaras de seguridad viales serán giradas a la causa “para que se investigue la posible comisión de delitos respecto a la seguridad pública y la Ley de Tránsito”. Los 40 mil residentes de Nordelta, además, ya fueron notificados de lo ocurrido por la administración de la localidad.

 

Radares en la zona

La Avenida de los Lagos, en Nordelta, cuenta con múltiples radares ubicados en distintos puntos del tramo. Evidentemente, los conductores sabían dónde estaban ubicados los controles de velocidad, ya que en las filmaciones se observa que la velocidad de los autos baja considerablemente.

Sin embargo, en el video hecho desde el interior de una de las Ferrari, por el acompañante, queda expuesta la velocidad que toman por tramos. Como si fuera poco, uno de los conductores anuncia que va a frenar ante la llegada del radar: “Ahora hay que caretearla”. Para la Justicia, el video filmado por ellos mismos podría ser la prueba más contundente del delito.