CIUDAD DE BUENOS AIRES

Tras el disparo a Chano, la Ciudad evalúa empezar a usar las pistolas Taser

El jefe de gabinete porteño aseguró que pueden ser “una herramienta adicional para la Policía”.
martes, 27 de julio de 2021 · 12:26

Luego de que el cantante de Tan Bionica, Santiago Chano Charpentier, recibiera un balazo por parte de la Policía de la Provincia de Buenos Aires, la Ciudad de Buenos Aires confirma que evalúan implementar su uso para ciertos escenarios.

“En la Ciudad creemos que (las pistolas Taser) para determinados usos pueden ser una alternativa”, expresó esta mañana el jefe de Gabinete del distrito porteño, Felipe Miguel, durante una rueda de prensa informativa en la que detallaron el nuevo plan “para la vuelta a la normalidad".

“Ya lo hemos evaluado en su momento, hemos capacitado al personal policial y ahora estamos estudiando algún procedimiento para incorpóralas con exclusividad para determinados usos”, explicó el funcionario de la Ciudad.

Según Bianco, este tipo de armas, que funcionan en base a un electrochoque, “tiene la particularidad de que en determinados lugares, donde hay mucho público, pueden ser una herramienta adicional para la Policía, que tiene que estar capacitada para ese uso”.

De esta manera, el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires se alinea con la política de la exministra de Seguridad, Patricia Bullrich, quien había implementado el uso de las Taser, pero que luego fueron dadas de baja por quien ocupa hoy su cargo: Sabina Frederic. Llamativamente, otro funcionario que se posicionó a favor del uso de estas armas es el ministro de Seguridad de la Provincia, Sergio Berni, quien aseguró que Chano no estaría herido “si la Policía hubiese tenido una pistola Taser”.

 

Flexibilizaciones en la Ciudad

Las declaraciones sobre las armas de electrochoque se dieron en el marco de la presentación del nuevo plan para volver hacia la normalidad. Según detalló el jefe de Gobierno porteño, el programa consistirá en seis etapas, cada una con mayores flexibilizaciones que la anterior.

La permanencia en cada etapa y el paso de una a otra dependerá “de cómo evolucione la situación sanitaria”. A partir de hoy, la Ciudad empieza a transitar la Etapa 1, que implica que las personas podrán circular libremente, sin límites de horario; que los encuentros al aire libre en el espacio público no tendrán limitación en la cantidad de personas; que las reuniones en las casas y departamentos van poder ser de hasta 10 personas al aire libre; y un mayor aforo para los comercios, gimnasios, centros culturales, geriátricos, salas comunes de hoteles y celebraciones religiosas en templos.