PROVINCIA DE BUENOS AIRES

El lunes vuelven las clases presenciales a la Provincia de Buenos Aires

Los docentes vacunados tendrán que retomar sus funciones en las aulas.
sábado, 31 de julio de 2021 · 19:58

La Dirección General de Cultura y Educación de la Provincia de Buenos Aires acordó que, a partir del lunes cuando finalicen las vacaciones de inverno, volverán las clases presenciales y solicitaron a estudiantes y docentes que respeten los protocolos y normas de cuidado para evitar contagios de coronavirus.

El retorno a las aulas en la localidad ocurrirá cuando se han confirmado los primeros contagios con la variante Delta y se realizan diferentes operativos de rastreo en el país. Las autoridades destacan el avance del proceso de inmunización en la provincia y la libertad de turnos para mayores de 18 años.

 

Los docentes deben volver a la presencialidad

El Gobierno de la provincia tiene previsto que, desde el 9 de agosto se reincorporen a sus labores presenciales los trabajadores de los centros escolares que tienen comorbilidades, tenían dispensas laborales y ya fueron inmunizados.

Los docentes que estén vacunados deben retornar si ya pasaron 21 días desde la aplicación de la segunda dosis del fármaco, en cualquiera de las vacunas autorizadas para su uso en el país y quienes hayan optado por no inmunizarse.

Se aclaró que, a partir del reingreso de los trabajadores con autorización, cesarán en su cargo las personas que hayan sido designadas para sustituirlos.

Los docentes tendrán que pedir a sus alumnos que se laven las manos cada hora y media.

 

Más de 4 millones de estudiantes

Se estima que 4.150.000 estudiantes, que cursan en 16 mil establecimientos de la Provincia de Buenos Aires, regresarán a las clases presenciales bajo el Plan Jurisdiccional para un Regreso Seguro a las Clases Presenciales, acordado entre gremios docentes y miembros de la comunidad educativa el año pasado.

El plan contempla más de 3 mil trabajos de infraestructura a fin de mejorar las condiciones de estudiantes y docentes. Se mantendrá la obligatoriedad en el uso de cubrebocas, la ventilación cruzada, medidores de oxígeno y el respeto al distanciamiento social.

Las clases serán bajo el sistema de rotación presencial semanal, es decir que una semana asiste la mitad de un curso y estudiarán desde su casa la siguiente semana. Se tendrá que garantizar la higiene frecuente de manos, al menos cada 90 minutos y el control de la temperatura al ingresar a las aulas.