EL CLUB DE LAS DIVORCIADAS

"Que nadie se ofenda": Alessandra Rampolla habló luego de su salida del ciclo de Laurita Fernández

La profesional se sinceró sobre su paso por el programa de la ex de Cabré.
miércoles, 30 de junio de 2021 · 19:02

A solo dos semanas de su debut en "El Club de las Divorciadas", Alessandra Rampolla se despidió este martes del ciclo de Laurita Fernández, entre varios rumores de enemistad entre ellas. Sin embargo, la conductora oriunda de Puerto Rico conversó esta tarde en "Por si Las Moscas" sobre su experiencia en el país y aprovechó para develar toda la verdad sobre sus supuestos problemas con la famosa bailarina.

La boricua aseguró que hubiese deseado que su experiencia en la televisión argentina fuera más larga, pero, debido a sus compromisos laborales en Australia y ciertos problemas con sus documentos, su participación duró muy poco: "Fue desafortunadamente corta, como sabíamos que iba a pasar. Tuvimos una serie de inconvenientes con mi pasaporte y, por eso, estuve menos tiempo del que todos habíamos pensado y proyectado".

De igual manera, Rampolla habló sin filtros sobre sus supuestos inconvenientes con Fernández, esos que comunicó Rodrigo Lussich en "Intrusos" hace algunos días: "Trabajé con la mejor onda del mundo con todo el equipo. Con Laurita, superbién. Es muy amorosa. Nos mandábamos mensajitos, que eso no siempre sucede con las personas con las que se trabaja". También explicó:

Se dijeron muchas cosas que nada que ver.

 

¿Qué lleva de Puerto Rico con ella?

Al ser elogiada por los locutores por su hábil manera de hablar sobre estos temas tan íntimos, Rampolla destacó que su lugar de nacimiento y su progenitora fueron claves para tener esta manera de expresarse: "Tiene que ver con quien soy y de donde vengo. De cierta manera, le debo mucho a mi mamá. Hubo un momento en el que, la primera vez que me invitaron a televisión, una amiga me pidió el favor. En mi vida había entrado un estudio y dije: 'Bueno, voy a ir en calidad profesional'". Pero esta experiencia puso en un incómodo lugar a Alessandra, en el que entendió a la fuerza cuál era el mejor camino para ella: "Cuando me pregunten lo que fuera, decía '¿cómo lo digo para que mi mamá no se sienta ofendida de que su hija está diciendo eso?'. Mi intención nunca es agredir ni espantar, es invitar al diálogo".

Tomé en consideración cómo decir las cosas para que nadie se ofenda.

Otras Noticias