UN FUERTE DESCARGO

"Dame un segundo que me despido": el angustiante relato de El Pelado López sobre su internación

El conductor de "Santo Sábado" superó la enfermedad y detalló cómo fueron sus días con coronavirus.
miércoles, 7 de julio de 2021 · 10:35

Luego de superar una internación a causa del coronavirus y una recuperación que le llevó un poco más de un mes, Guillermo El Pelado López volvió a la televisión y, tras regresar a su rutina, rompió el silencio y reveló detalles de cómo transitó la enfermedad.

A casi dos meses de haber contraído la enfermedad, el conductor de “Santo Sábado” habló para el ciclo “Por si las Moscas” de La Once Diez y detalló que aún no se encuentra al 100% con respecto a su salud. Sin más, el presentador admitió: “La pasé mal porque estuve como 15 días en cama en mi casa. Y cuando pensaba que ya estaba para que me den el alta, terminé internado porque saturaba mal y me comí cinco días en una clínica”.

Luego de las complicaciones que padeció a causa del coronavirus, El Pelado se mostró muy agradecido por cómo evolucionó durante su internación y sentenció: “Gracias a Dios puedo agradecer, porque dentro de todo lo que pasa, agradezco cada día que a los cinco días fui a mi casa y me mejoré”.

 

Su regreso a la televisión

Luego de casi más de un mes lejos de América TV, el conductor reconoció que para él no fue sencillo regresar a “Santo Sábado”. En detalle, admitió: “Honestamente, volver a hacer el programa de tele me costó. Falté cuatro sábados seguidos porque no tenía energía”. Con ello, sentenció: “Cuídense mucho porque quedás con una sensación de fragilidad que es jodida”.

Sin embargo, el mediático no tardó en destacar: “Por suerte ya retomé las actividades. El resto, voy de a poquito, recuperando. Así que, paso a paso, como decía (Mostaza) Merlo”. Asimismo, agregó: “Me quedó falta de energía”.

 

Cómo le afectó la enfermedad

Además de destacar cómo lo afecto a nivel físico, López destacó: “También en lo emocional, la ansiedad de zafar y todo lo demás. Me generó pasarla mal, angustiarme”. Con ello, recordó sus días bajo internación y mencionó: “En el momento en que me internaron, fue una situación muy fea. Entiendo los protocolos, pero mi mujer me acompañó hasta la puerta y no la dejaban pasar más de la puerta de la clínica”.

En este punto, el conductor aseguró que pidió despedirse de su esposa. Sin más, explicó: “Le dije a la chica de seguridad ‘dame un segundo que me despido de ella, porque no sé cuántos días voy a estar acá'”. En esta línea, sumó: “No es lo mismo estar internado y que estén tu familia, tus amigos y que te visiten. Entran solo los médicos y las enfermeras un minuto y totalmente cubiertos para protegerse. Es una situación fea y rara, la verdad”.