Suculentas

Suculentas: cómo lograr que cambien de color de forma natural

En esta ocasión te damos un secreto para que puedas tener un jardín supercolorido.
sábado, 9 de septiembre de 2023 · 04:20

Cultivar suculentas puede ser un pasatiempo fascinante debido a la diversidad de especies y la facilidad de cuidado que ofrecen. La variedad que hay es impresionante, ya que se encuentran de diferentes formas, tamaños y colores, cualidades que las hacen únicas. Estas plantas pueden crecer en pequeñas macetas, por lo que son ideales para decorar oficinas y hogares.

Una de las cualidades que tienen estos pequeños arbustos es que podés cambiar el color de estas de forma natural, sin necesidad de utilizar componentes químicos. Si deseás aprender cómo cambiar el color de tus suculentas, te daremos algunos consejos sobre cómo hacerlo. Es importante destacar que no todas cambian de color cuando se someten a estrés, y las que lo hacen pueden variar en los colores que muestran.

Las suculentas son de las plantas más populares del momento.

Cada especie de suculentas responde de manera diferente al estrés y puede desarrollar colores únicos o intensificar el que ya poseen. Alguna de las especies que son conocidas por mostrar cambios de color bajo ciertas condiciones de estrés son la sábila, crassulas, kalanchoes, euforbia, sedums, aeonium y echeverias. No obstante, no se debe estresar en exceso a estas plantas, ya que un estrés prolongado puede dañarlas.

Te sorprenderás con la variedad de colores.

La mejor opción para que obtengas cambios de tonalidades es la fotosíntesis, el cual es un proceso esencial para influir en el color de estas plantas. La luz es uno de los factores claves para cambiar el color de las suculentas de manera natural. A continuación, veremos algunos trucos para que logres estos cambios sin dañarlas.

Experimenta con estos consejos de manera gradual y observa cómo responde tu suculenta.
  • Exposición solar: las suculentas cambiarán de color cuando se someten a una mayor exposición solar. Debes ubicarlas en un lugar con luz solar intensa, pero ten cuidado de no exponerlas durante largos períodos de tiempo, ya que esto podría quemarlas.
  • Suelo pobre: las suculentas no necesitan un suelo rico en nutrientes. Plantarlas en un sustrato pobre en nutrientes ayudará a estresarlas para que cambien de color. Asegurate de que el suelo tenga un buen drenaje.
  • Riego controlado: las suculentas son resistentes a la sequía, así que reducir el riego ayudará a estresarlas. Regá con menos frecuencia de lo habitual, pero no las dejes completamente secas.
  • Mayor iluminación: aumentá gradualmente la exposición de la planta a la luz brillante. Esto puede incluir moverla a un sitio más soleado o usar luces de cultivo en interiores.

Otras Noticias