El misterio tras el éxito de “Gran Hermano”

“Gran Hermano” habría hallado la fórmula para ser lo más visto.
viernes, 5 de abril de 2024 · 19:00

No es una novedad que “Gran Hermano” es uno de los programas más vistos de la televisión argentina y volvió con todo en la edición del año pasado, cosechando números de rating tremendamente positivos para Telefe. El éxito del show motivó a una temporada que está todavía en el aire y que muchos concuerdan en llamarla la más polémica de todas.

Gran Hermano” es un formato de reality bastante exitoso porque toda la interacción se basa en sus participantes y en los vínculos que formen entre ellos. A pesar de ser una competencia, lo cierto es que los roles se van definiendo rápidamente y las confrontaciones llegan hasta puntos insospechados.

Se ha mencionado que el éxito del reality de Telefe radica cada vez más en los límites verbales sobrepasados y en la agresividad de los participantes. Un claro ejemplo de esto es Furia, quien curiosamente se ha convertido en referente de esta edición, por la verborragia que presenta.

Sin embargo, detrás de los reclamos de la sociedad para impedir que los participantes declaren de forma agresiva, violenta y contra las determinaciones personales de otros hay una responsabilidad que el propio show ha depositado en los hombros de cada uno de los concursantes.

Carlos Monti develó que los contratos que firman los “hermanitos” tienen una cláusula en la que se hacen completamente responsables de sus palabras. Esto quiere decir que, si el reality está por ser multado a causa de los dichos de algún concursante, es el propio personaje quien deberá correr con todo el castigo.

Hay quienes dicen que el precio de la fama es bastante alto y que no siempre se prefiere pagar tales montos, financiera o personalmente. De todas formas, el éxito del show está garantizado por los misteriosos contratos a los que someten a sus participantes y por los que se han ganado una fama que es visible en el rating.

Los problemas

Gran Hermano” es un programa que depende ciento por ciento de las interacciones y personalidad de sus participantes. Esto quiere decir que si alguno no tiene la suficiente personalidad para colaborar con alguna interacción entre ellos, el show se “plancha” y la producción debe salir al rescate.

Se sabe que el reality debe prolongarse hasta junio, no obstante, ya se están experimentando ciertos problemas con la interacción entre concursantes, pues no tendrían la “chispa” necesaria para colaborar al show. Sea como fuere, la producción se encargará de movilizar las cosas para darle dinámica hasta mediados de año.

Otras Noticias