ESTADOS UNIDOS

Despliegan un dispositivo de seguridad en el Capitolio por una amenaza de bomba

La Policía del Capitolio investiga la advertencia recibida en el área de Salud y Servicios Humanos.
miércoles, 27 de octubre de 2021 · 14:13

La Policía del Capitolio de Estados Unidos desplegó un fuerte dispositivo de seguridad ante una amenaza de bomba que se reportó aproximadamente a las 10:00 de la mañana en el edificio del Departamento de Salud y Servicios Humanos que está ubicado en la avenida Independencia, muy cerca de la sede legislativa.

Se bloqueó el paso vehicular y peatonal en la zona. 

Varias calles cercanas al recinto fueron cerradas temporalmente, entre ellas Washington Avenue y Thrid Street. “Como una medida de precaución hemos evacuado el edificio y no se han reportado incidentes en el Capitolio ni sus alrededores. Monitoreamos la situación de cerca junto al Servicio Federal de Protección”, dijo la subsecretaria de Asuntos Públicos del Departamento, Sarah Lovenheim.

Las autoridades advirtieron que la presencia policial en los alrededores del Capitolio se mantendrá hasta que se esclarezca la investigación del caso, pero hasta el momento no hay sospechosos identificados, ni personas lesionadas.

La investigación continúa frente al edificio del Departamento de Salud.

 

La amenaza más reciente

El 19 de agosto un sospechoso condujo su camioneta y se ubicó frente a la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos, mostró a un oficial de seguridad lo que parecía ser un detonador de mano y posteriormente, tras negociar con las autoridades, se entregó.

La amenaza derivó en la evacuación inmediata de varios edificios cercanos, mientras que los negociadores estuvieron en comunicación con el sospechoso durante varias horas, para tratar de controlar la situación. Se supo que horas antes, el hombre publicó un video en el que se mostraba al interior de un camión donde sostenía un objeto que decía ser una bomba y se refirió a una supuesta revolución.

En agosto, el sospechoso permaneció durante varias horas en una camioneta negra.

La presencia del sospechoso motivó el despliegue de una gran cantidad de vehículos policiales, ambulancias y agentes del Buró Federal de Investigaciones (en inglés, FBI) que custodiaron la zona hasta que se consideró segura.  

El Capitolio de Estados Unidos permaneció varias semanas con un estricto sistema de seguridad luego del asalto ocurrido el 6 de enero y más tarde el atentado contra un grupo de elementos policiales, en el que falleció un agente de seguridad.

Otras Noticias