ESTADOS UNIDOS

La NASA creo el objeto más rápido del mundo y cumple una importante función en el espacio

La invención de la NASA alcanza más de 100 millas por hora y ha llegado más lejos que cualquier nave.
lunes, 15 de noviembre de 2021 · 12:16

El objeto más rápido creado por el hombre no está en la Tierra y rompió el récord por su gran velocidad. Es un invento de la NASA (Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio, en español) y está muy cerca del Sol.

Se trata de la Sonda Solar Parker de la NASA que en estos momentos está muy cerca del Sol, gira alrededor de Venus, donde ganó velocidad y se dispara a si misma a través de su gravedad, según explicó la agencia internacional.

Con la Sonda Solar Parker se busca estudiar las explosiones solares.

El vehículo de la NASA ya alcanzó una distancia de 5.3 millones de millas y viaja a una velocidad de 101 millas por hora. Su objetivo es recabar información sobre el clima solar y entender la composición de otras estrellas cercanas.

 

Los daños causados por el polvo espacial

La nube de polvo alrededor del Sol viaja a gran velocidad y posee pequeñas partes de meteoritos. La nave de la NASA fue construida para sobrevivir a los golpes y el daño que producen estos choques que producen pequeñas explosiones.

La sonda fue desarrollada por investigadores de la Universidad Johns Hopkins.

Los ingenieros del organismo estadounidense manifestaron su satisfacción por la distancia que ha recorrido la sonda y el buen desempeño que ha realizado. Jim Kinison, responsable de sistemas para la misión dijo que los componentes sobreviven al efecto del polvo ultrarrápido.

Antes del viaje, se trabajó en investigar las pequeñas partículas que afectan los impactos. “Modelamos la composición y los efectos del entorno de polvo, probamos cómo interactúan los materiales con los restos”, señaló Kinison.

Es la nave más rápida en ser lanzada al espacio y recorrerá la mayor distancia de la historia.

La Sonda Solar Parker busca rodear la circunferencia exterior de la corona del Sol y se acercará aproximadamente a 6.2 millones de kilómetros de la fotósfera de la gran estrella. Para lograrlo debe recorrer más de 700 mil kilómetros por hora.

El proyecto fue anunciado en Estados Unidos en 2004 y fue diseñado y construido por el laboratorio de física aplicada de la Universidad Johns Hopkins y aunque su lanzamiento estaba programado para 2015, se puso en órbita hasta agosto de 2018.