ESTADOS UNIDOS

En deplorables condiciones: en Estados Unidos venden una casa infernal por 600 mil dólares

A pesar de que se encuentra prácticamente destruida y abandonada, ya se hicieron múltiples ofertas en efectivo.
viernes, 18 de junio de 2021 · 17:42

Una agencia inmobiliaria de Colorado, en Estados Unidos, sorprendió con la puesta en venta de una propiedad que se hizo conocida como la casa infernal, por la que piden el elevado precio de 590 mil dólares. Si se tiene en cuenta que en el mercado de bienes raíces se desarrolla en el marco de altos precios de ventas, podría creerse que no se trata de una situación fuera de lo normal. Sin embargo, cuando se conocen las particularidades de esta propiedad, el precio se vuelve realmente irrisorio.

La casa del horror de la que todos hablan en el país norteamericano esconde detrás de su puerta destrucción, vandalismo, restos de animales y un intenso olor a putrefacción. Los años de abandono son la base sobre la que la inmobiliaria intenta publicitar la venta, incluso llegaron a promocionarla como “la pesadilla de todo propietario”. “Si sueña con ser dueño de su propio pedacito de infierno y convertirlo en un pedazo de cielo, ¡no busque más!”, reza el aviso publicado por Mimi Foster, una agente de bienes raíces de Falcon Property Company.

Una mujer hizo una oferta telefónica de 625 mil dólares, pero la inmobiliaria la rechazó.

Foster reconoció con honestidad que el olor a podredumbre que emana de la propiedad es muy fuerte. De manera irónica, realizó una publicación de venta que tuvo más de medio millón de visitas en internet. En ella, expresó “Venga a deleitar sus sentidos. No vaya a la terraza trasera. No abra el congelador del sótano”.

Han recibido múltiples ofertas por la propiedad, incluso algunas superiores al precio de venta. Sin embargo, no ha sido vendida porque la única condición que piden es que el comprador o compradora vaya hasta el lugar, conozca y, sobre todo, huela la casa antes de comprarla.

 

La protagonista de los destrozos

Según relató Foster, la casa es propiedad de una mujer convaleciente que vive en otra ciudad de Estados Unidos y que se la alquiló durante diez años a una mujer que fue desalojada en 2019 por deber el pago del alquiler.  Luego de que se retiró del lugar, obtuvo habilitación para volver y buscar algunas cosas que había dejado, pero, según señaló la agente inmobiliaria, la mujer aprovechó para destrozar el lugar. Los pisos y revestimientos están manchados con pintura negra y el congelador del sótano está lleno de carne pese a que hace más de un año el lugar no tiene electricidad.

Cargando más noticias
Cargar mas noticias