POZO DE DARVAZA

Las puertas del infierno: cuál es el misterioso origen del pozo de Darvaza

Tiene más de 30 metros de profundidad y la temperatura de su interior alcanza los 400 grados.
martes, 22 de junio de 2021 · 16:44

El pozo de Darvaza, conocido popularmente como las puertas del infierno, es un pozo de grandes dimensiones. Tiene 69 metros de diámetro y su profundidad alcanza los 30 metros. En su interior, la temperatura es tan elevada que alcanza los 400 grados y el calor es tan intenso que a su alrededor se percibe un viento caliente proveniente de este increíble hueco en la tierra.

El cráter está ubicado en la zona del norte de Turkmenistán, un territorio que antiguamente perteneció a la Unión Soviética. Su origen todavía es motivo de discusión entre los especialistas, que después de varias décadas no han logrado establecer una explicación consensuada acerca de cómo se formó el pozo de Darvaza.

Hubo varios intentos de apagar el fuego, pero todos resultaron fallidos. 

La historia más difundida apunta a que, en 1971, un grupo de geólogos perforaban el desierto de Karakum en busca de petróleo y que en ese momento encontraron una reserva de gas natural que provocó el hundimiento de la tierra. Según la teoría, los especialistas prendieron fuego el sumidero para evitar que el gas se liberara a la atmósfera y esperaban que se apagara en cuestión de días. Pero no fue así.

Otras versiones sostienen que el enorme cráter se formó en la década de los sesenta y empezó a arder en 1980 producto de la acción de un rayo y no de manera intencional. Pese a las controversias sobre el origen del pozo de Darvaza, lo cierto es que hasta el día de hoy permanece encendido.

Fuente: (National Geographic en Español)

 

Un fuego eterno

Hasta el momento, ningún científico logró dar pronósticos certeros sobre la posible fecha en la que el fuego de las puertas del infierno podrá extinguirse. El depósito de gas es tan grande que lleva décadas encendido e incluso obligó a reubicar a cientos de habitantes de la zona en otros sitios por medidas de seguridad.

Hoy el pozo de Darvaza funciona como un punto de atracción turística que recibe miles de visitantes al año, que llegan hasta el lugar atraídos por la increíble historia de este pozo de fuego que, según parece, será eterno.

Otras Noticias