Lula da Silva

Lula da Silva comienza a llevar adelante la promesa de salvar la Amazonia

Para ello viaja a la COP27 sobre el cambio climático.
lunes, 14 de noviembre de 2022 · 22:10

El presidente electo de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, viaja a Egipto, donde se celebra la cumbre climática COP27, para participar en ella con la promesa de un cambio en las políticas ambientales para salvar la Amazonia.

Alineado con la “alianza amazónica” hecha por los presidentes de Colombia y Venezuela, Gustavo Petro y Nicolás Maduro respectivamente, Lula da Silva llevará una propuesta ambiental de reforestación de la selva amazónica.

Lula da Silva en Twitter.

El día miércoles por la tarde, Lula da Silva dará un discurso en el área diplomática de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que se celebra en la ciudad balnearia Sharm el Sheij.

Este viaje será el primero que el mandatario electo de Brasil de 77 años realizará a un mes y medio de asumir como presidente de su país. Ganó un balotaje contra el aún actual presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, de ultraderecha, que permitió la deforestación de parte del Amazonas, incluyendo tierras indígenas.

Lula da Silva, presidente electo de Brasil.

Por otra parte, Lula podría reunirse con el enviado especial estadounidense por el cambio climático, John Kerry, y también anunciar que el gigante sudamericano está dispuesto a tener la COP30 en 2025 en sus tierras.

 

Por qué Brasil se aisló de las cumbres por el cambio climático

El aislamiento de Brasil en el plano diplomático durante el Gobierno del derechista Bolsonaro se debió en gran parte al aumento de la deforestación y los incendios en el Amazonas, debido a que su preservación es vital contra el cambio climático.

Selva amazónica.

Los especialistas del rubro, atribuyen el aumento de la deforestación ilegal a los recortes de presupuestos en los organismos de protección ambiental y también fuertemente al discurso bolsonarista favorable a la explotación agropecuaria y minera en zonas protegidas, incluyendo las mencionadas tierras indígenas.

Durante el gobierno de Bolsonaro, la deforestación anual promedio en la Amazonia brasileña (que constituye el 60% de toda la selva amazónica) se incrementó en 75% en comparación con la década anterior. También se lograron asentar con más fuerza, grupos violentos y bien financiados, por lo que Lula busca involucrar a la comunidad internacional en desarticularlos.

Otras Noticias